19 de marzo de 2013

"Carta de una desconocida/ Leporella/ El refugiado", de Stefan Zweig

FICHA TÉCNICA:
Género: Narrativa
Editorial: Juventud

SINOPSIS:
En "Carta de una desconocida", un escritor famoso y mujeriego recibe una carta cuya caligrafía no reconoce. La carta es la confesión de una mujer profundamente enamorada que le declara su amor en los últimos momentos de su vida.
¿Conseguirá el escritor saber quién es esta desconocida y por qué le escribe?
Un magnífico relato corto en el que Stefan Zweig pone de relieve las cualidades que le han convertido en uno de los autores más apreciados por todos los públicos: humanidad, ternura, dramatismo y apasionante interés.
Este volumen contiene además dos novelas cortas: "Leporella" y "El refugiado".

OPINIONES:
Me han gustado mucho los tres, el estilo de Zweig es exquisito y sabe provocar sensaciones y sentimientos muy fuertes. En el caso de "Carta de una desconocida" nos cuenta la triste historia de un amor desesperado y condenado siempre al olvido. La protagonista sufre un destino cruel ya que nunca es capaz de dejar la suficiente huella en su amado para que la recuerde. Es una historia preciosa, con una sensibilidad increible, en la que casi podemos sentir el pesar y el profundo amor de esta mujer. "Leporella" es un relato que en principio parace satírico, pero nos sorprende porque va adquiriendo tintes muy oscuros, vemos lo que un ser humano falto de cariño y atención puede ser capaz de hacer cuando alguien le presta un poco. "El refugiado" es un relato breve en el que se aprecia de forma muy clara la crítica a la guerra y todo lo que provoca, la impotencia de los pobres soldados obligados a abandonar su hogar y a su familia. Casi me hace llorar la desesperación que transmite. En resumen, mi primera experiencia con Zweig ha sido muy satisfactoria, me ha encantado su forma de escribir y sus historias. Espero pronto leer más libros suyos.
Patricia Mariño 

Ayer en un rato (porque es muy cortito) leí “Carta de una desconocida” de Stefan Zweig. Con "A ti, que nunca me has conocido" empieza la carta-confesión que recibe un famoso escritor. Este fabuloso relato de Zweig cuenta, a través de esa carta anónima, el amor apasionado de una mujer y la entrega completa e incondicional a un hombre a lo largo de su vida. Sus palabras destilan amor puro y desinteresado, pasión y también sufrimiento y desilusión. Soberbiamente escrito, este relato breve es una pequeña joya, aunque cuesta imaginar que sea posible un amor de esa magnitud.

“Leporella” es otro intenso relato, protagonizado esta vez por Crescenz, una mujer poco agraciada, tosca y huraña, indiferente a cualquier pasión, pero muy trabajadora. No obstante, cuando empieza a trabajar como sirvienta en casa de un joven barón y su malhumorada esposa, una serie de circunstancias provocará que surja en Crescenz un nuevo sentimiento que se convertirá en obsesión por servir a su señor, con fatales consecuencias. Magníficos personajes y soberbia la prosa de Zweig.
Esther Rodríguez

1 comentario:

  1. ¡Muy buen aporte!. ¡Es una historia fantástica llena de amor, desamor, ilusiones... las más bellas y a la vez tristes emociones que puede experimentar una mujer. No puedes dejar de llorar desde la primera hasta la última página. Es como si, a veces, narrara la historia de un viejo amor, los sinsabores que vives por la persona que amas y visualizar lo que una chica por amor es capaz. Una obra tan delicada, tan sublime... ¡una auténtica delicia!
    La amé desde el primer momento en que leí su reseña y en cuanto lo hallé me dispuse a leerlo y en una hora... Voilá! Acabé con los ojos hinchados, con una caja menos de pañuelos y un nudo en mi garganta y estómago.
    Me identifiqué profundamente con el personaje, ya que sentí que ahora y en un futuro estoy-estaré viviendo una historia así, claro a excepción de la muerte del niño y la prostitución. Comprendo perfectamente a la dama, porque vi reflejado el amor que tengo, pero de igual manera la persona vive tan encismada y cerrada en su vida, que aunque ya lo sabe, parece como si jamás me hubiese atrevido a decirlo y, mucho menos que recuerde haberme conocido. A veces, a medida que lo leía caía en los errores que había cometido y sentía como me enrojecía la cara y consigo la terrible sensación de pena y arrepentimiento.
    Es mi primera lectura que leí de Stefan Zweig y, desde entonces vivo enamorada terriblemente de él y, por supuesto de sus libros.
    Siempre he pensado que los escritores y músicos tienen una sensibilidad y creatividad celestial; están dotados de una dosis extra de encanto que les permite dejar su de vida y corazón en cada cosa que hacen, tocan y escriben; pero muy especialmente Stefan contenía en su naturaleza el don de encarnar perfectamente los sentimientos y psicología femenina; para dotarlos de un halo de misterio y melancolía; sin dejar de mencionar los demás personajes que cada uno de ellos es como si representaran los temores y emociones reprimidas de Zweig.
    Tenía los sentimientos a flor de piel, cada palabra, cada acción que describe la desconocida me hacía sentirme en su papel y a través de mi mente imaginar cada hecho, además de que por cada narrativa me acordaba de canciones que, perfectamente podrían quedar como tema de fondo o relatar la historia.
    De las versiones cinematográficas me quedo con la de "Letter from an unknown woman" de Louis Jordán, guapísimo, melancólico (representa bastante bien mi idea y estereotipo que tengo de un pianista) y Joan Fontaine, con esa mirada, ese rostro tan expresivo...
    Un verdadero deleite leer a Stefan Zweig.
    Su prosa tan elegante, sin recargarla de sentimentalismos, equilibrando cada momento-acción; es como si cada historia se basase en un hecho real, que pudo vivirse en siglo XVIII y, aunque suene inconcebible, también en el presente. Muy humanista y realista, obras verdaderamente auténticas.
    Me llevo de él lo complicado que es darle a cada personaje sentimientos, ideas, psicología, es como un hijo que llevas dentro de ti y lo desentrañaras, un verdadero placer...
    ¡Mi admiración y respeto al Señor Zweig!
    ¡Larga vida a sus obras!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...