2 de mayo de 2015

"Reencuentro", de Fred Uhlman

Reencuentro Fred Uhlman
FICHA TÉCNICA:
Género: Narrativa
Traducción: Eduardo Goligorsky
Editorial: Maxi Tusquets

SINOPSIS:
Dos jóvenes de dieciséis años son compañeros de clase en la misma selecta escuela de enseñanza media. Hans es judío y Konradin, un rico aristócrata miembro de una de las más antiguas familias de Europa. Entre los dos surge una intensa amistad y se vuelven inseparables. Un año después, todo habrá terminado entre ellos. Estamos en la Alemania de 1933, y, tras el ascenso de Hitler al poder, Konradin entra a formar parte de la fuerzas armadas nazis mientras Hans parte hacia el exilio. Tan sólo muchos años después, instalado ya en Estados Unidos, donde intenta olvidar el siniestro episodio que los separó amargamente, y en principio para siempre, «reencuentra» Hans, en cierto modo, al amigo perdido. Esta pequeña obra maestra resurge hoy con la misma capacidad de conmover que cuando se publicó por primera vez en 1960. Su repentino e inesperado enorme éxito le ha merecido ser finalmente traducido y leído en el mundo entero.

OPINIÓN:
“Reencuentro” es una novela corta que yo situaría a medio camino de “El niño con el pijama de rayas”, de John Boyne y “El lector”, de Bernhard Schlink. Los protagonistas son Hans y Konradim, dos muchachos nacidos en el seno de unas familias cuyos orígenes son históricamente contrapuestos, a pesar de lo cual se crea una estrecha amistad entre ambos. Estamos en Stuttgart, año 1932. Su relación y la situación que vive el mundo, en pleno auge del nazismo, provocarán que deban responder de sus raíces aún sin ser responsables de los acontecimientos que les rodean, esto tendrá consecuencias ineludibles para Hans y Konradim. No es una obra tan profunda, en términos filosóficos y morales, como “El lector” de Schlink que presenta unas disquisiciones más complejas y ricas sobre la II Guerra Mundial, pero sí que valoro la riqueza en cuanto a descripciones paisajísticas y otros tipos de escenarios, no en vano, otro de los oficios del autor es la pintura, tiene sensibilidad para recrear y eso lo demuestra en prácticamente cada palabra. Por otra parte, el libro no se extiende en los aspectos más trágicos de lo que fue el Holocausto y los efectos de la II Guerra Mundial en el globo, sino que lo perfila con los párrafos justos. Me ha gustado esta lectura, corta pero intensa, sensible y muy bien escrita.
Dolors Martínez

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...